Para hablar de medicina... sin complicaciones...

Aqui hablamos de Medicina sin jeroglificos, tratando de explicar y hacernos entender... enfasis en Neurociencias pero si hay que hablar de otras ramas medicas, pues lo hacemos...!!! Bienvenidos y gracias por estar...!!!

lunes, 21 de septiembre de 2009

RUIDOS ORGASMICOS

Si sois muy expansivos y escandalosos a la hora de hacer el amor podéis terminar 'colgados' en Youtube. Se conoce que los señores que controlan el popular canal de vídeos se preocupan mucho por nuestra integridad moral, retirando de inmediato cualquier vídeo que contenga imágenes o contenidos sexuales.
Haciendo ruido.

Haciendo ruido.

Sin embargo, parece ser que no muestran el mismo interés por el sonido. Aquí podéis ver un ejemplo. Total, como en la imagen sólo vemos una puerta, no pasa nada. Eso sí, creo que hay que estar realmente chiflado para grabar a tus vecinos y propagar sus relaciones sexuales por la red. Por muy ruidosas y presuntamente espectaculares (a tenor de los gritos que se oyen) que sean. Por la cantidad de vídeos que aparecen relacionados con esta temática, parece ser que hay bastantes personas muy dadas a poner en práctica este tipo de espionaje-denuncia vecinal.

Sí, hay personas que se transforman en auténticos energúmenos cuando tienen relaciones sexuales y que tienen cierto comportamiento exhibicionista a la hora de dar a conocer, por lo menos auditivamente, sus habilidades amatorias a su vecindario. Además, las paredes de papel de muchas viviendas favorecen que, en muchas ocasiones, uno asista como involuntario convidado de piedra en más de una sesión de sexo exacerbado.

De todas maneras, soy de los que prefieren escuchar los ruidos de un colchón, los golpeteos de un cabecero contra la pared o los gemidos de placer de un vecino, a continuas broncas, con insultos y golpes.

Afortunadamente, no existe una única manera de comportarse durante las relaciones sexuales. A la naturaleza más o menos expansiva de cada uno de nosotros, hay que sumar otros condicionantes culturales, morales o religiosos y personales que definen y moldean nuestra personalidad sexual. En este sentido, resulta muy interesante la variedad de reacciones que se producen, por ejemplo, en el momento del orgasmo. Durante unos segundos, todo se olvida y hasta la persona más fría o poco comunicativa pierde el norte. Hay quienes gritan, los hay que ríen, otros juran en arameo...

Que se entere todo el bloque.

Que se entere todo el bloque.

Hasta ahora se sabe que el orgasmo tiene lugar en una parte del cerebro llamada córtex límbico. Cuando llegamos a ese punto culminante de toda relación sexual, todo el cuerpo sufre una especie de ataque epiléptico. Se incrementa la actividad cerebral; se producen contracciones musculares (en ocasiones causantes de tirones y otras consecuencias molestas y dolorosas); los músculos faciales se vuelven locos; el ritmo cardíaco se acelera, y un largo etcétera.

Resulta curioso cómo las convulsiones orgásmicas afectan especialmente a nuestros pies. Concretamente a los dedos de los pies. Basándose en este hecho, una empresa italiana de zapatillas ha decidido lanzar un spot, tomando como eje central las reacciones orgásmicas de los dedos de los pies. Aquí lo podéis ver.

Lo cierto es que, a pesar de conocer todos los efectos sismológicos del orgasmo en nuestro cuerpo, éste sigue siendo un enigma para todos los estudiosos de la sexualidad humana. Un campo que, todo hay que decirlo, aún tiene muchas cosas que descubrir y aclarar. Una de las últimas investigaciones dadas a conocer guarda relación con el orgasmo femenino. Se sabe que sólo un siete por ciento de la población femenina alcanza el orgasmo durante la penetración. Según unos estudios de una universidad norteamericana, la razón de esta circunstancia es puramente fisiológica y se puede medir en centímetros.

Parece ser que la distancia que separa el clítoris de la vagina es la clave de la cuestión. Si dicha distancia es menor a 2’5 centímetros, aproximadamente la longitud desde la punta del dedo pulgar hasta el nudillo del mismo, la capacidad de obtener un orgasmo simplemente con la penetración está asegurada. Ya tenemos un nuevo término sexológico: la distancia CV (clítoris-vagina). Los centímetros no son sólo 'cosa de hombres'.

1 comentario:

  1. Definitivamente es bueno saber los porqués.

    Gracias por compartir.

    ResponderEliminar